El precio del dólar en Uruguay alcanzó un nuevo máximo tras registrar una fuerte subida en el día – Teledoce.com

Los analistas ya habían previsto que el dólar se apreciara, pero lo está haciendo más rápido de lo pensado.

Estas son las cotizaciones al día de hoy:

En los primeros dos meses del año el dólar subió un 9% y en los últimos 12 meses, un 25%.

¿Cómo se explica el impulso del billete verde? Los factores son varios y principalmente internacionales: primero, la incertidumbre que genera el coronavirus en los mercados hace que los inversores se vuelquen a los negocios seguros y esto fortalece al dólar; segundo, en la región nuestros vecinos y clientes están viendo caer el valor de sus monedas frente al billete verde, una situación que Uruguay debe acompasar.

Pero esta suba puede ser buena para algunos y mala para otros. Así lo explicó la economista Florencia Carriquiry, socia de la consultora Exante: “Para el plano de la competitividad, es una buena noticia que los costos en dólares se estén ajustando. Uruguay ha estado conviviendo con costos muy altos en dólares, con problemas de competitividad importantes y en ese sentido es bievenido que los precios relativos se vayan ajustando. Obviamente que para lo que es consumo doméstico, es un factor eventualmente bajista. La evolución del dólar no solamente impacta en quienes estén endeudados en dólares sino también en el clima de expectativas en general es un factor que incide”.

Uruguay no tiene fuerza suficiente para dar vuelta el timón y poner el dólar en el valor que le convenga a uno u otro.

El Banco Central lo que siempre ha hecho es amortiguar las subidas y bajadas para que no sean bruscas y lo hace, por ejemplo, interviniendo en el mercado: comprando o vendiendo dólares.

Por ejemplo, en el primer tramo de este año le dio soporte al dólar comprando casi 500 millones. Pero hace unos días dejó de participar y empezó a programar la venta de dólares a futuro, para descomprimir un poco esta suba abrupta.

El gobierno actual está afín a recuperar competitividad, pero hay otro aspecto que también le importa mucho y debe cuidar. Así lo explicó Carriquiry: “Vamos a ver un Banco Central que probablemente va a mantener el ojo en la inflación y si nos acercamos a una inflación de dos dígitos, o al menos arriba del 9 %, vamos a ver probablemente un Banco Central más activo en el mercado de cambios, volviendo a poner algún freno en el ritmo al que está subiendo”.

Cuidar de los equilibrios es todo un desafío y en este momento las dos caras de la moneda son inflación y competitividad.



Fuente:

Leave a Reply