Tubos Reunidos pierde 22,2 millones en el primer semestre

El resultado neto de Tubos Reunidos en el primer semestre del presente año ha alcanzado un importe negativo de 22,2 millones de euros, frente a las pérdidas de 11,9 millones registradas durante el mismo periodo de 2018.

Durante el segundo trimestre de este año, el resultado negativo ha sido de 8,9 millones de euros, lo que mejora en 4,4 millones el obtenido en el primer trimestre, gracias a la mayor actividad y los mejores márgenes de los productos vendidos, según ha informado este lunes la compañía.

El importe neto de la cifra de negocio ha ascendido en el primer semestre del ejercicio a 141,9 millones de euros, lo que supone una reducción del 18 % respecto al mismo periodo del año pasado.

Las ventas de tubería, que ascendieron a 134,8 millones de euros, disminuyeron un 16 % respecto a los 161 millones de euros del primer semestre de 2018, con una reducción de toneladas vendidas del 23 % y un aumento del precio medio del 9 %.

La empresa ha destacado que, ante la incertidumbre generada por la imposición de aranceles a las importaciones de tubo sin soldadura a los Estados Unidos, a lo largo del primer semestre de 2018 se produjo un aumento de actividad por parte de los distribuidores incrementando su nivel de compras habitual.

A partir de la aplicación el 1 de junio de 2018 de esas medidas arancelarias, el Grupo Tubos Reunidos ha debido hacer frente a una tarifa del 25 % para los productos que se exportan a dicho mercado y a un entorno de volatilidad que ha afectado a la actividad de los clientes, distribuidores y productores.

Este factor, junto la bajada del precio del petróleo durante la segunda mitad de 2018, provocaron una caída en la entrada de pedidos al Grupo durante la última parte del ejercicio 2018 y la consiguiente bajada de actividad durante el primer trimestre de este año, según la compañía.

La cartera de pedidos con la que cerró el Grupo a 30 de junio de 2019 asciende a 134 millones de euros, lo que representa un aumento del 29 % respecto a la cartera del primer trimestre del ejercicio y un aumento del 34 % respecto a la del mismo periodo a junio del año 2018.

Tubos Reunidos ha alcanzado un acuerdo de reestructuración del total de la deuda con las entidades financieras, que mejora sus expectativa de recuperación de valor de la empresa al obtener la necesaria flexibilidad de sus recursos de financiación y de esta forma continuar con las medidas de mejora y eficiencia en la gestión que está desarrollando.

Tras un primer trimestre con unos resultados afectados coyunturalmente por la situación de mercado, los resultados del segundo trimestre reflejan «el positivo avance y de clara recuperación», con una mejora de la contratación, un 34 % superior a la del primer trimestre.

La empresa ha mostrado su confianza en afianzar su posicionamiento y continuar con el desarrollo positivo de su Plan Estratégico.

Leave a Reply