Los datos de empleo (NFP) decepcionan y el Nasdaq sube al no peligrar los estímulos

CLAVES DE LOS DATOS DE EMPLEO EN ESTADOS UNIDOS:

  • La economía de Estados Unidos solo fue capaz de sumar a 266 000 trabajadores al mercado laboral en el mes de abril, cuatro veces menos de lo que esperaba el mercado.
  • Sin embargo, los inversores han recibido ese patinazo con renovado apetito comprador, al considerar que la Fed tiene más argumentos ahora para no comenzar a endurecer su política monetaria.
  • Las acciones del sector tecnológico se sitúan entre las más beneficiadas por las perspectivas de unos tipos de interés reales bajos. Los bonos y el dólar caen, el precio del oro continúa subiendo.

Tras dos meses pulverizando todas las expectativas, los datos del mercado laboral de Estados Unidos han registrado hoy un estruendoso patinazo al quedarse muy, muy lejos de las expectativas que manejaba el mercado.

El consenso de analistas situaba la cifra más probable en la creación de un millón de empleos durante el mes de abril, pero los datos publicados hoy por el Departamento de Empleo del Gobierno de Estados Unidos sitúan el incremento del número de trabajadores en activos fuera del sector agrícola (NFP) en tan solo 266 000 empleados.

Igualmente desilusionante ha sido ver cómo las cifras registradas durante el mes pasado han sido corregidas enormemente a la baja, desde los 916 000 hasta los 770 000 trabajadores, lo que ha acabado por provocar una contracción de una décima de la tasa de desempleo, hasta el 6,1%, cuando ya se había descontado un nuevo retroceso del paro hasta el 5,8% o incluso el 5,7% que manejaban los más optimistas.

Estos datos chocan frontalmente también con la estimación lanzada este mismo miércoles por la consultora privada ADP, que cifraba el número de nóminas que había sido capaz de incorporar el mercado laboral de la primera economía del mundo en el mes de abril en 742 000.

Paradójicamente, este sonoro pinchazo de las cifras de empleo han sido recibidas por todo lo alto por muchos inversores en Wall Street, especialmente, en el sector tecnológico, que ven en estos números una confirmación de que la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos tiene argumentos sólidos para evitar modificar su política monetaria.

Las últimas cifras publicadas sobre la economía estadounidense hacían muy difícil a la Fed no plantearse al menos el iniciar ya el tan temido ‘tapering’ -retirada progresiva de los estímulos- o incluso tener que debatir una subida de los tipos de interés, pero los cifras de hoy conceden un balón de oxígeno al banco central y permiten que siga la fiesta en los mercados.

El índice Nasdaq es el que más está respondiendo a esta situación ya que serían las acciones de este sector unas de las que más se habrían visto presionadas por un hipotético escenarios de tipos de interés al alza, dada su mayor dependencia al coste de la financiación y el peso que tienen los intereses ofrecidos por la deuda pública en los modelos de valoración de las cotizadas que manejan los bancos de inversión y otras manos fuertes del mercado.

Sin embargo, no todo ha sido de color de rosa y el informe de hoy deja algunos aspectos que podrían cortar las alas de los alcistas en próximas sesiones. Por un lado esta el factor estacional. Los datos que ofrece el Gobierno cada primer viernes de mes no son datos desestacionalizados y las cifras podrían experimentar un rebote importe en el próximo mes.

Por otra parte, los datos de inflación salarial se han situado muy por encima de las expectativas. El mercado esperaba que los ingresos medios por hora se mantuvieran prácticamente estables respecto a marzo (+0,1%), pero el dato final refleja un avance de los salarios del 0,7%.

De igual modo, en la comparativa interanual, el consenso de los analistas apuntaba a una contracción de los sueldos en 4 décimas, pero finalmente la comparación muestra un avance del 0,3%. Esta subida podría explicarse por la destrucción de empleo entre los salarios más bajos, pero también podría ser indicativo de que la inflación salarial podría ser un factor de nuevo a tener en cuenta a partir de ahora.

Si quieres estar al tanto de todo lo que sucede en el mercado, puedes suscribirte a nuestra newsletter para recibir en tu correo electrónico las informaciones y análisis más destacados que publicamos cada semana.

Puedes darte de alta en el siguiente enlace: newsletter de DailyFX

APERTURA BOLSA DE NUEVA YORK

Las expectativas de un mantenimiento de los estímulos y unos tipos de interés próximos a cero por un periodo prolongado de tiempo está dando alas a muchos inversores en la Bolsa de Nueva York y, en especial, al índice Nasdaq, que llegó a acumular subidas superiores al punto y medio porcentual antes del comienzo de la sesión.

Las noticias de hoy, sin embargo, son mucho más difíciles de digerir para los grandes valores del Dow Jones y las pequeñas y medianas compañías del Russell 2000, que coquetean con los números rojos, habida cuenta que las cifras de hoy no dejan de ser una señal de que no todo es de color de rosa en la economía estadounidense y que tal vez ha habido excesiva euforia respecto a la recuperación.

La noticia no ha sentado bien tampoco al dólar estadounidense por partida doble. Primero, por el último motivo comentado: la debilidad de la economía de un país no es bueno para su moneda, pero, sobre todo, por esa sensación de que la Fed tendrá todavía más paciencia para no subir los tipos de interés, que no dejan de ser el precio oficial del billete verde.

Todo lo contrario sucede con el oro, que se beneficia por partida doble de la debilidad del dólar estadounidense y de los menores rendimientos ofrecido por la deuda de Estados Unidos en el mercado secunario.

Te puede interesar también: El precio del oro acelera las subidas, ¿hasta dónde puede llegar si los bonos lo permiten?

Gráfico 1 hora del Nasdaq 100 (2 de abril de 2021 – 7 de mayo de 2021)

HERRAMIENTAS DE FORMACIÓN PARA TRADERS

Escrito por Aitor Méndez Riesgo, analista de mercados.

Leave a Reply